info@opamianto.com 664 55 48 82 976 23 33 83 915 32 33 77

Inicio Noticias Cáncer ocupacional por exposición ambiental

Cáncer ocupacional por exposición ambiental

Interés

Hablar de cáncer ocupacional por exposición ambiental es un contrasentido, como también lo es hablar de cáncer familiar de origen ocupacional. Los contrasentidos son recursos de lenguaje utilizados para llamar la atención sobre un tema, pero tienen sus riesgos porque el lenguaje es fuente de malentendidos y los conceptos vinculados a determinadas palabras cambian de sentido según el contexto. Las causas de cáncer son múltiples y están interrelacionadas en modelos multifactoriales. El concepto de cáncer familiar se opone al de cáncer esporádico. En el primero, priman los factores de riesgo hereditario y en el segundo los factores ambientales, pero en realidad la expresión cáncer familiar puede resultar ambigua. ya que no todos los miembros de una misma familia tienen parentesco de sangre, si bien en medicina se entiende por antecedentes familiares solamente a la patología incidente en familiares con parentesco próximo de sangre . La exposición ocupacional es parte de la exposición ambiental, luego hablar de cáncer ocupacional por exposición ambiental es redundante. Pero en el lenguaje científico muchas veces se utiliza el concepto de exposición ambiental en sentido más restrictivo, excluyendo al origen laboral. Así sucede en muchas publicaciones sobre el mesotelioma, que siendo el paradigma del cáncer ocupacional, cuando se habla de mesotelioma por exposición ambiental se hace referencia al problema tratado el mes pasado sobre el segundo y tercer nivel de riesgo. Pero qué sucede con los trabajadores de los edificios del sector terciario, como hospitales, escuelas y centros comerciales, entre otros, que son aquellos que con mayor probabilidad han incorporado amianto en sus materiales de construcción (TRUJILLO, 2014). La exposición al amianto de estos trabajadores es semejante a la del público que pasa muchas horas dentro de esos edificios y el caso de los escolares ha sido tan preocupante que en EEUU, en los años 90 del pasado siglo se predijeron hasta 1000 muertes prematuras por cáncer de pulmón y pleura, en la población que durante su infancia asistió a escuelas con amianto en sus paredes (LANDRIGAN, 1991). Recientemente se han divulgado en prensa electrónica del Reino Unido 2 casos que han llamado poderosamente la atención, el de un médico que realizó su formación en el Guy´s Hospital de Londres y una empleada de los almacenes Marks & Spencer (M&S), también en Londres. Andrew Lawson, anestesista en el Royal Berkshire Hospital de Reading, falleció a sus 55 años en febrero de este año víctima de un mesotelioma, originado tras la exposición residencial al amianto durante los años 1976 – 1982 mientras realizaba su periodo de formación en el Guy’s Hospital de Londres. Los sótanos de ese hospital fueron desamiantados en 1990, demasiado tarde para Andrew Lawson. Juliet Lawson, también médico y viuda del Dr. Lawson, declaraba recientemente: “Andrew no estuvo nunca expuesto al amianto, salvo cuando cruzaba los túneles en los sótanos del Guy’s Hospital”. Graham Abbott es otro médico que a sus 50 años fue diagnosticado de mesotelioma y no recuerda ningún tipo de exposición fuera de su trabajo en distintos hospitales. Graham Abbott sostiene: “He trabajado en hospitales que sabemos tienen amianto, pero no puedo probar en qué hospital pude sufrir la exposición”. Como Andrew Lawson, Graham Abbott sospecha haber estado expuesto al amianto durante su trabajo en los hospitales y no le falta razón. En 75 inspecciones de agentes contaminantes en hospitales americanos, efectuadas durante los años 2005 – 2009 a requerimiento de la agencia estatal OSHA (Occupational Safety and Health Administration’s), el amianto fue el material peligroso más frecuentemente encontrado (KNIGHT, 2013). El lugar más peligroso de los hospitales con riesgo de amianto son los sótanos, por lo que es el personal sanitario y no los pacientes quienes más han estado expuestos. Muchos trabajadores han tenido que cruzar los túneles para ir de un edificio a otro, como Andrew Lawson, o han comido en cafeterías de sótanos, como Graham Abbott frecuentaba (HOLGATE, 2014). Janice Allen, de 53 años, que trabajó de supervisora en las secciones de vestidos masculinos y femeninos de M&S durante los años 1978 – 1987, primero en los almacenes principales de Oxford Street y después en Uxbridge, fue diagnosticada de mesotelioma en abril de 2013. M&S había sido multada en 2011 con un millón de libras por manejo negligente del amianto en sus almacenes de Reading. El juez, Harvey Clarke QC sostuvo que los almacenes debían haber sido cerrados durante los trabajos de desamiantado, pero los gerentes no habían cerrado “para mantener el beneficio comercial tan alto como fuera razonablemente posible”. Recientemente M&S ha admitido su responsabilidad de daños y perjuicios en el caso de Janice Allen (CONN, 2014). Estos ejemplos vienen a evidenciar que no hay nivel de exposición seguro al amianto, y que no solamente los trabajadores de empresas que han utilizado amianto en sus procesos productivos están en riesgo, sino también aquellos trabajadores de hospitales, escuelas y centros comerciales, entre otros edificios del sector terciario, pueden estar en riesgo. Y si lo están ellos, qué sucede con la población cuyos hogares también han incorporado materiales de construcción que contienen amianto. Todo parece indicar que el amianto en los materiales de construcción nos ha conducido ya a un tercer nivel de riesgo. Fuente: medicablogs.diariomedico.com http://medicablogs.diariomedico.com/jmsanz/2014/09/08/cancer-ocupacional-por-exposicion-ambiental/

Envíenos su caso

Si le gustaría conocer sus derechos, si está interesado en conocer las acciones judiciales que puede ejercitar o si tiene información sobre otros casos que quisiera compartir con nosotros, por favor rellene el pequeño cuestionario y un miembro experto de ORIA, PAJARES & ASOCIADOS ABOGADOS se podrá inmediatamente en contacto con usted.

WhatsApp

664 55 48 82
* He leído y acepto la Política de privacidad.

* En el marco del cumplimiento de la legislación vigente, de lo dispuesto por Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos (RGPD), de la normativa vigente de aplicación en la materia y de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico 34/02 de 11 de Julio (LSSICE), se informa al interesado que los datos personales que proporcione en este formulario se incorporarán a un fichero titularidad de ORIA, PAJARES & ASOCIADOS ABOGADOS, S.L. que nos servirán para contestar a la consulta que usted nos plantea. La cumplimentación del formulario es voluntaria. Si el interesado no consiente el tratamiento de sus datos personales solicitados en este formulario, deberá abstenerse de enviarlo. El interesado puede ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición mediante solicitud escrita a ORIA, PAJARES & ASOCIADOS ABOGADOS, S.L. en Calle Velázquez nº 70, 3º izq. 28001 Madrid (Madrid) España. o bien enviando un correo electrónico a info@opamianto.com.

Pº Independencia 21
1º Centro
50001 Zaragoza
976 23 33 83

C/ Velázquez, 70
3ºIzq.
28001 Madrid
915 323 377

77 Water Street
New York, NY 10005
(212) 584-0700

550 Broad Street
Newark, NJ 07102
(973) 639-9100

1515 Market Street
Philadelphia, PA 19102
(215) 564-2300