USO DE COOKIES
Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra página web, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. En los casos en que el usuario no manifieste expresamente si acepta o no la instalación de las cookies, pero continúe utilizando nuestra página web, se entenderá que éste ha dado su consentimiento, informándole expresamente de la posibilidad de bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR POLÍTICA DE COOKIES
Videos

Documentales sobre el amianto
Noticias
Vivir rodeados de amianto Está en cubiertas, servicios públicos, conducciones de agua y hasta en colegios. El amianto fue durante mucho tiempo un material apreciado por sus características como aislante. Hasta que se descubrió...
Cofivacasa condenada a indemnizar con 259.112€ a la familia de un trabajador fallecido por amianto La empresa Cofivacasa ha sido condenada a indemnizar con 259.112 euros a la familia de un trabajador de Babcock Wilcox fallecido por cáncer pulmonar, derivado del amianto, según ha informado la Asocia...
Las muertes por amianto, en aumento Cinco expertos internacionales, entre los que está el exdirector Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo, Jukka Takala, confirma la catástrofe epidemiológica mundial del mineral can...

“En la tranquilidad de hoy se incuba el dolor de mañana”

El reconocido ecologista Paco Puche retoma su colaboración con EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com una temporada más, y lo hace con un extenso artículo en el que el autor combate uno a uno los argumentos más utilizados por los políticos para evitar afrontar uno de los problemas sanitarios y medioambientales más importantes de estos últimos años: el amianto.

PUCHE recuerda que la industria del amianto del siglo XX ha sido calificada como “genocidio” y que la ciudadanía debe tomar conciencia de la gravedad de este problema.

Cómo los políticos se justifican para dejar el amianto en su sitio y para tranquilizar a la población acerca de su peligrosidad

UNA vez prohibido el amianto (las uralitas) en España, en 2002, no ha quedado resulto el problema de la contaminación por este mineral, ni mucho menos.

AL revés, ahora es mucho más peligroso porque todo el mundo cree que “…se acabó la rabia” y nadie toma la menor precaución en su manejo y con su coexistencia. Porque tenemos amianto en cada rincón de nuestras vidas y la mayor parte del instalado a lo largo del siglo XX sigue en su sitio. O sea, existen más de dos millones de toneladas de amianto o en estado puro o mezclado con cemento (fibrocemento), y están en nuestras casas, en las tuberías de agua potable que nos sirven, en los trenes, en los barcos, en los aviones, en los coches y en un largo etcétera de productos.

CADA vez que derribamos un edificio, o hacemos una reparación en una tubería, o desamiantamos un buque, el amianto acompaña a los trabajadores que lo hacen. Y cada vez que hay un incendio en donde hay uralitas, cada vez que nos visita un tornado, o los vientos son importantes o se produce un seísmo, las uralitas sueltan todo su potencial fibroso al aire, billones (sic) de fibrillas, que terminan llegando a nuestros pulmones.

NO tenemos que estar tranquilos, como no lo están los trabajadores que se expusieron en sus trabajos al mineral hace ya 20, 30 o cuarenta años y es ahora cuando afloran los primeros síntomas de enfermedades, algunas de ellas especialmente graves como el mesotelioma. Así, en la tranquilidad de hoy se incuba el dolor de mañana que no terminaremos de poder explicarnos.

LOS políticos tratan de ignorar estos extremos, y cuando surge un problema (los hay todos los días) se agarran a unos cuantos argumentos tendentes todos ellos a minimizar el peligro o a justificar su inacción o su mal comportamiento al respecto. He aquí algunos de los tópicos que manejan los políticos y la administración, y cómo desmontarlos

Fuente: www.revistaelobservador.com

http://www.revistaelobservador.com/opinion/29-lecturas-impertinentes/9190-como-los-politicos-se-justifican-para-dejar-el-amianto-en-su-sitio-y-para-tranquilizar-a-la-poblacion-acerca-de-su-peligrosidad


Documento original: pixel.gif

Volver al Listado

 
Envíenos su caso

Comentarios:
* He leído y acepto la Política de privacidad.

En el marco del cumplimiento de la legislación vigente, de lo dispuesto por Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos (RGPD), de la normativa vigente de aplicación en la materia y de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico 34/02 de 11 de Julio (LSSICE), se informa al interesado que los datos personales que proporcione en este formulario se incorporarán a un fichero titularidad de ORIA, PAJARES & ASOCIADOS ABOGADOS, S.L. que nos servirán para contestar a la consulta que usted nos plantea. La cumplimentación del formulario es voluntaria. Si el interesado no consiente el tratamiento de sus datos personales solicitados en este formulario, deberá abstenerse de enviarlo. El interesado puede ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición mediante solicitud escrita a ORIA, PAJARES & ASOCIADOS ABOGADOS, S.L. en Calle Velázquez nº 70, 3º izq. 28001 Madrid (Madrid) España. o bien enviando un correo electrónico a info@opamianto.com.

Brochure-Descarga gratuíta